Lakefront

Asturias - Chicago - Washington - Miami - ?

viernes, abril 27, 2007

Multas

Una de las cosas que más rabia me dan es que me pongan una multa. Sobre todo de aparcamiento. Hace exactamente dos horas me han puesto una, así que estoy que trino.

Aquí en USA, ya se sabe: mata un enfermo mental a dos en una residencia universitaria y, antes de matar a otros treinta, se da un paseo hasta casa, coge unas fotos y unos videos, y se pasa por correos para enviar al paquete a la tele. Y la policía no se cosca ni de media.

Eso sí, dejas medio coche sobre la línea amarilla, a diez metros del cruce, donde no molesta lo más mínimo, y parece que tienen una cámara siguiéndote, esperando a que dejes de mirar el coche para cascarte el ticket.

Llevo dos años y medio viviendo aquí. El primer año no tenía coche: me pusieron una multa de aparcamiento. El único día que me prestaron un coche.

Desde que estoy en Miami llevo tres. Dos por aparcar mal, como la de hoy. Otra porque a la ciudad de Miami Beach le dio por cambiar el color de los permisos de aparcamiento y anular meses antes de que caducaran incluso aquéllos que estaban en regla. Absurdo.

Los que me conocen saben que jamás aparco mal. No por nada, sino porque dejo el coche mal aparcado y no duermo. O lo dejo en zona azul sin moneditas y paso toda la cena nerviosísimo. Es una fobia, un problema que no sé cómo solucionar. Hago contención de daños pagando lo antes posible y ya. Que es lo que voy a hacer ahora mismo.

Por cierto, cómo envidio a los que dejan el coche tirado en cualquier sitio y se quedan tranquilísismos. Y cuando les multan -que a ésos casi nunca les toca, la verdad- cogen la multa, la rompen y la tiran allí mismo en pedacitos tipo confeti sin hacer el menor comentario ni preocuparles lo más mínimo. Eso es ser un winner y lo demás son tonterías.

6 Comentarios:

At lunes, 30 abril, 2007, Blogger Lauren apunta...

Sabes que siento su dolor amigo! Lo mismo paso el mes pasado en Chicago. Llegue cinco minutos tarde a mover mi coche y habia una policia escribiendo la multa. Y, para que sabes que no es conspiracion, creo que las multas que yo recibi en Evanston costaron mas que la "tuition" de la universidad... :)

 
At lunes, 30 abril, 2007, Blogger Rafa apunta...

Lo de las multas de Evanston me lo creo.

 
At viernes, 04 mayo, 2007, Anonymous achopijo apunta...

Soy un grandísimo falso winner del aparcamiento.

Me pasa lo mismo que a ti, pero hago todo lo que has dicho que hace un winner, por si acaso hay alguno que añora ser un winner de aparcamiento cerca.

Cuando subes al coche se te rompe el píloro. Ojo.

Qué hijos de puta...

 
At viernes, 04 mayo, 2007, Blogger Rafa apunta...

El otro día le comenté lo de la multa a uno que tenía yo por winner total del aparcamiento.

- Nada, tranquilo. Hasta que llegues a mi récord, que me llevó el coche la grúa dos veces en un finde semana... con otra multa más sin que me lo llevara...

- No jodas... pero todas esas multas, ¿las pagas?-. Preguntó yo, esperando la confirmación de que no, que nunca las pagaba y nunca le pasaba nada.

- Pues sí, macho, al final acabas pagándolas, qué remedio.

¿Otro falso winner? No sé...

 
At domingo, 06 mayo, 2007, Anonymous Valen apunta...

Rafa, doy fe de que lo que cuentas es cierto porque recuerdo un día que quedamos en Oviedo para tomar unas copitas y dejaste el "Golf" mal aparcado, y eso que era sábado por la noche, donde en una ciudad como Oviedo es imposible que te lo lleve la grúa. Yo te decía que no te preocupases, que el coche estaba bien donde estaba pero a la 19ª queja tuya, fuiste a cambiarlo, como no!!!
Y eso que el "Golf" en cuestión era mío!!!

 
At lunes, 07 mayo, 2007, Blogger Rafa apunta...

Es que, Valen, tú eres el prototipo de winner del aparcamiento.

 

Publicar un comentario

<< Home